Quedó en quiebra por aparentar una glamorosa vida en Instagram

Sábado, 10 de Marzo de 2018 23:45

Lissette Calveiro gastaba miles de dólares en ropa de marca y restaurantes lujosos, con el fin de subir fotos a sus redes sociales.



Lissette Calveiro quería ser famosa en Instagram. Su meta era ganar cada día más seguidores y no perder a los 10 mil que ya tenía. Así que empezó en 2013 su plan de “expansión” en la era digital, pero su intento por ser una influencer le dejó una deuda de 10 mil dólares, porque tuvo que comprar ropa de marca y acudir a restaurantes lujosos solo para aparentar a sus seguidores que tenía la vida “perfecta” y así subir fotos a sus redes sociales.

Fue la misma Calveiro quien contó su historia real a New York Post. La joven de 26 años narró que todo empezó hace cinco años cuando viajó de Miami a Nueva York para realizar una práctica. Al llegar a la “Gran Manzana”, la universitaria dijo sentirse presionada socialmente a tener una “presencia glamurosa” en sus redes sociales.

Esa es, según Calveiro, la situación en la que viven miles de millenials hoy. Con el fin de mantener a sus 10 mil seguidores y ganar más, la joven comenzó a gastar su dinero en ropa de marca, restaurantes lujosos y planes costosos para subir “fotos envidiables”. Las prácticas no eran remuneradas, así que recurrió a los bancos para que le otorgarán varias tarjetas de crédito, que terminó copando.

Cuando ya no había cupo en las tarjetas, la joven combinó sus prácticas con un trabajo de medio tiempo para costear su vida de influencer. “Nunca podía repetir un outfit…una vez gasté 700 dólares [unos 560 euros] en una viaje de ida y vuelta a Texas para asistir a un concierto de Sia”, contó Calveiro., quien hoy tiene 2.835 publicaciones y 25.800 seguidores en Instagram.

Al terminar su tiempo de práctica, la joven regresó a Miami donde buscó trabajo como publicista para seguir pagando objetos y mantener el mismo ritmo de publicación en Instagram. “Vivía una mentira, invertí mucho dinero en comprar bolsos de marca y cuando regresé a Miami tenía una deuda de más de 10 mil dólares [más de 8 mil euros] en mis tarjetas de crédito”, agregó la universitaria en el medio estadounidense.

Mirá las imágenes:

#FridayMood: I’d been feeling a little up-in-the-air from the last few months of moving and travel, so I was excited to have the last few weeks to myself and building a new routine in my new environment. Now, back up in the air, but feeling a lot more refreshed and open to new experiences. Sometimes, you really have to find moments to “stop” and listen to what your mind is craving. For me, it was to take it all in and feel (even for just a moment) grounded. Happy long weekend, everyone! Snaps from St. Thomas are coming to a feed near you ????

Una publicación compartida de Lissette Calveiro (@lissettecalv) el



Happy #VDAY, y’all. Through the candy treats and dinner reservations, don’t forget to also take this day to be VVV appreciative of the person you are. #SelfLove is the best kind of love, and we often ignore it for the sake of others. Take a bubbly bath, read a good book, jam out to your favorite tunes, meditate, eat a treat, and go on with your RAD self! ?? {ps: yes, I miss summer}

Una publicación compartida de Lissette Calveiro (@lissettecalv) el



Better late than never, right? Sharing my New Year’s Resolutions with all of you on #MarketableMillennial. 2018 is the year to RAISE YOUR VIBRATION! {link in bio} ?

Una publicación compartida de Lissette Calveiro (@lissettecalv) el



Forever putting out #Marrakech vibes.

Una publicación compartida de Lissette Calveiro (@lissettecalv) el



Heat wave had me like:

Una publicación compartida de Lissette Calveiro (@lissettecalv) el



Fuente: https://www.elespectador.com/noticias/redes-sociales/instagramer-quedo-en-quiebra-por-aparentar-una-vida-que-no-tenia-articulo-743334