Caso Gabriel: las hipótesis de por qué lo mató la madrastra

Lunes, 12 de Marzo de 2018 19:59

Ana Julia Quezada participó en la búsqueda del niño. Foto: Clarín



“Lo siento, te quiero, he sido yo”. Son las palabras que la madrastra de Gabriel Cruz -el nene español de 8 años que fue hallado muerto en el baúl de su auto- le habría dicho a su pareja. Fue así como Ana Julia Quezada pasó del llanto desconsolado por la desaparición del menor a confesar el crimen.

El caso conmueve a España. Incluso, este lunes el rey Felipe VI guardó un minuto de silencio dentro del homenaje que se le rinde en todo el país. Indignada, la comunidad ahora trata de resolver una incógnita: ¿por qué lo mató?

Según lo informado por el diario El Mundo, los investigadores manejan varias hipótesis. Creen que la mujer podría haberlo matado por celos debido al cariño que su actual pareja, Angel Cruz, tenía por su hijo. O por celos debido a la buena relación que hay entre Angel y Patricia Ramírez, la mamá del niño.

Otro posible motivo es el económico, en caso de que el secuestro del nene hubiera tenido el objetivo de pedir un rescate. De hecho, en un principio, la familia de Gabriel ofreció 10.000 euros a cualquier persona que aportara datos sobre su paradero. Además, se informó que Ana Julia actualmente no tenía trabajo, por lo que estaría necesitando el dinero.

Los investigadores tampoco tienen certezas sobre si la mujer actuó sola o con alguien más. La declaración de la madrastra será clave para reconstruir cómo fueron los hechos. También será determinante la autopsia que se está realizando al cuerpo del chico en el Instituto de Medicina Legal de Almería, que podrá determinar cuándo murió y la causa de su muerte.

Con el correr de las horas, el pasado de Quezada salió a la luz. Se supo que tenía una hija de 4 años que falleció en 1996 al caer desde un balcón, en el séptimo piso. En ese momento se consideró que la muerte fue accidental y la investigación fue cerrada. Pero ahora se revisará para averiguar qué pasó, según lo informado por Juan Ignacio Zoido, ministro del Interior de España.

Además, la detenida tiene otra hija de 24 años que ingresó al Hospital Universitario de Burgos, donde vive con su padre. La joven sufrió una crisis de ansiedad al saber que su madre había sido detenida por la muerte de Gabriel.

Ana Julia Quezada Cruz, de 43 años, nació en República Dominicana. Había llegado a España hacía más de 20 años. Vivió en el municipio de Burgos, en el centro del país, y en 2014 se mudó a Almería, ubicado al sur.

Conocía al padre del menor, Angel Cruz, desde hacía aproximadamente un año y la relación se había consolidado unos meses atrás. Ambos convivían en Puebla de Vícar. La familia de Angel la conocía, pero se difundió que no tenía buena relación con ella.

Quezada fue detenida este domingo en Almería con el cuerpo de Gabriel Cruz en el baúl de su vehículo. El chico había estado desaparecido 12 días y su intensa búsqueda había acaparado la atención del país.

El pequeño desapareció el 27 de febrero tras salir de casa de su abuela para dirigirse a la de unos familiares, situada a escasos metros, en la comarca de Las Hortichuelas, en Níjar, Almería. La detenida estaba en el punto de mira de la Policía desde que el sábado 3 de marzo avisó a los agentes tras supuestamente haber descubierto, junto a su novio, una camiseta blanca que contenía restos de Gabriel, en una zona que ya había sido previamente rastreada.




Fuente: https://www.clarin.com/sociedad/caso-gabriel-hipotesis-mato-madrastra_0_SJhwEeNtM.html