Dos viviendas fueron desvalijadas por ladrones en Alderetes y en el centro

Martes, 18 de Abril de 2017 04:48

EN ALDERETES. Ayer se instaló una cámara de seguridad afuera de la casa. La Gaceta / Fotos de Antonio Ferroni.



Un técnico trepado en una escalera intentaba colocar una pequeña cámara en una columna de alumbrado público que se levanta sobre la vereda de la casa de Alejandra Morales. A esa vivienda, ubicada en el barrio San Jorge de Alderetes, ingresaron cinco delincuentes armados el sábado al mediodía. Los ladrones redujeron a tres albañiles y a los dos adolescentes que dormían en sus habitaciones y huyeron con más de $ 150.000.

La decisión de colocar una cámara en la puerta de la casa fue la primera reacción de Morales y su esposo después del robo que atemorizó a sus hijos. Ninguno de los dos estaba en la vivienda, el sábado a las 12.40, cuando entraron los ladrones tras abrir un portón que estaba sin llave.

Sincronizados

“Entraron cinco hombres armados y a cara descubierta. Venían preparados: traían precintos y herramientas”, indicó Morales. Los intrusos ataron a los albañiles en el fondo y comenzaron a revolver la casa en busca de dinero.

Tres de ellos daban vuelta todo en la planta baja mientras los otros dos despertaban a los hijos de Morales (de 13 y 18 años) en el primer piso. “A mi hijo le pegaron una piña en la cara y lo ataron. A la más chica sólo la zamarrearon y la hicieron asustar”, contó la mujer.

“Decime dónde tienen la plata”, le exigía uno de los delincuentes al joven de 18 años. “Mi hijo estaba desesperado porque la escuchaba a su hermana que gritaba en la otra habitación y quería que lo lleven con ella. Por suerte justo les gritaron desde abajo que ya habían encontrado la plata y los dejaron”, relató Morales.

Según señaló la mujer, los ladrones habían encontrado la caja de seguridad que tenían debajo de la cama matrimonial.
“Ahí teníamos $ 150.000 y unos cuantos dólares, que no recuerdo la cantidad. Después se llevaron un poco de plata que había en mi cartera y en el placard, además de los celulares de los chicos”, agregó.

El joven de 18 años observó a los ladrones cuando escapaban: dos lo hacían en la moto de la víctima y los otros, caminando. Morales dijo que los albañiles consiguieron desatarse y corrieron hacia la comisaría.

Dos se cayeron de la moto

Los policías avisaron por radio que había cinco delincuentes en fuga y de esa manera lograron interceptar a los dos que escapaban en moto. “Se cayeron de la moto cuando iban por la ruta alternativa y ahí los agarraron, están detenidos”, comentó la mujer.

Morales no deja de lamentarse por no haber estado en la casa al momento del robo. “Hubiese querido estar para darles la plata y que se vayan rápido, no hacía falta golpear a los chicos y asustarlos”, expresó, todavía alterada por el mal momento vivido.

Otro robo en el centro

Ese mismo sábado, y también a la luz del día, entraron ladrones a una casa situada en pleno centro: en calle Balcarce al 300. Fuentes policiales informaron que el dueño de casa se encontraba en Tafí del Valle al momento del hecho y que descubrió todo cuando regresó, pasadas las 20.

Los delincuentes habían reventado la cerradura del portón de entrada y revuelto todo en busca de dinero. Según precisaron las fuentes, se llevaron $ 50.000, 5.500 euros y las joyas que se encontraban resguardadas en una caja fuerte.

Los investigadores analizaban las filmaciones de las cámaras de seguridad que funcionan en la zona con el objetivo de encontrar alguna pista que los conduzca a los autores del robo.
 

Fuente: http://www.lagaceta.com.ar/nota/726270/actualidad/redujeron-cinco-personas-robaron-150000.html