5-5-5: la mejor dieta del mundo para adelgazar rápido y fácil

Jueves, 11 de Octubre de 2018 15:24





La dieta 5-5-5, elaborada por la famosa nutricionista británica Angela Dowden, es considerada como la forma "más fácil y saludable" de perder peso.

La base de la dieta se centra en hacer cinco comidas a lo largo del día.

Pero no sirve cualquier alimento: la experta sugiere que dichas porciones deben componer 80 gramos de frutas y verduras, sobre todo verdes, ya que son altas en fibra y bajas en carbohidratos, recoge ’Woman’s Day’.

Cumpliendo solo estas sencillas reglas podrás perder hasta dos kilos en dos semanas, que no recuperarás.

Un día tipo con esta dieta podría consistir en lo siguiente:

Desayuno: un puñado de arándanos y una rodaja de kiwi con yogur sin grasa.

Almuerzo: fruta con un puñado de frutos secos (banana con nueces y pasas, por ejemplo).

Comida: filete de salmón con ensalada verde y salsa Tzatziki (lleva pepino y yogur griego).

Merienda: fruta con un puñado de frutos secos

Cena: chuleta magra de cordero con verduras y cuscús.

Los horarios de las ingestas deben estar repartidos de forma coherente a lo largo de la jornada, esto es, que haya unas 3-4 horas de diferencia entre cada toma. No tendría sentido merendar a las 20 horas y cenar a las 21. Además, las porciones deben tener un tamaño modesto.

Lo único que está prohibidísimo en esta dieta son las bebidas azucaradas, cuyo consumo se debe cortar de raíz. Es un régimen muy sencillo y fácil de seguir, solo hay que recordar las simples reglas y llevarlo a cabo.

El hecho de comer cinco veces al día facilita nuestra carrera hacia el adelgazamiento. Si comemos cada pocas horas, evitaremos que el cuerpo acumule más grasas, porque nuestro organismo, que es sabio, tiende a prepararse para la hambruna cuando bajamos el aporte de calorías bruscamente. Asimismo, al aumentar la frecuencia de las ingestas incrementaremos a la vez el metabolismo del cuerpo, que hará que quememos grasa sin hacer nada.

Comer solo un par de veces al día en grandes cantidades tiende a engordar más que tomar la misma cantidad total pero distribuida en cuatro o cinco ingestas. Si aumentas la frecuencia de tus comidas evitarás los subidones y bajones de azúcar y esa peligrosa sensación de necesitar repentinamente un picoteo dulce.