Impresion de prueba

Denunciaron que su padrastro las manoseaba y su madre no les creyó

Domingo, 18 de Noviembre de 2018 08:39





Un empleado de una Comisión Municipal se entregó ante la Policía en la vecina provincia de Santiago del Estero, ya que era intensamente buscado, sospechado de haber abusado sexualmente de dos de sus hijastras.

El supuesto depravado de 29 años se presentó el viernes en la Comisaría 42 de Colonia Dora, acompañado por su abogado, Dr. Enrique Crespín.

De acuerdo con las fuentes, el pasado lunes el preceptor de un establecimiento educativo de una localidad santiagueña de Aguirre, se presentó ante la Policía para denunciar el grave hecho. El auxiliar habría advertido un estado de WhatsApp que publicó una adolescente de 16 años, el cual le causó preocupación por el estado de salud de la menor, por lo que decidió alertar de la situación a la hermana de ésta de 18 años.

Al entablar el diálogo con la joven, habría terminado descubriendo que las dos eran víctimas de abusos por parte de su padrastro y vivían angustiadas por la situación.

Tras la denuncia, en el caso tomó intervención la fiscal de turno en Añatuya, Dra. Florencia Garzón, la cual solicitó entrevistas psicológicas y exámenes médicos para las dos adolescentes y una orden de aprehensión para el sospechoso.

Sin embargo, alertado de la denuncia, presentó un pedido de eximición de prisión. El planteo fue tratado en una audiencia y la jueza de Control y Garantías, Dra. Gladis Lami, rechazó la solicitud de la defensa del supuesto abusador, ordenando de inmediato su detención.

El acusado, empleado de una Comisión Municipal, permanecía prófugo hasta que ayer decidió entregarse en la dependencia policial, para ser trasladado luego a la Seccional 17 de la ciudad de Pinto, departamento de Aguirre.

De acuerdo con las fuentes, el supuesto depravado -pareja de la madre de las adolescentes- esperaba por las noches a que todos se durmieran, para luego ingresar a la habitación donde ellas estaban.

El acusado habría utilizado una linterna para espiarlas y creyéndolas dormidas, comenzaba a manosearlas en sus partes íntimas. Afirmaron que incluso en otras oportunidades llegó a esperarlas a la salida del baño o dentro del mismo, y que las acosaba sexualmente.

La fiscal Garzón habría solicitado también asistencia para las víctimas, ya que la madre de éstas habría tomado partido por su concubino, acusándolas de mentir acerca de las graves acusaciones. La próxima semana será la Cámara Gesell y la declaración indagatoria.
 

Fuente: https://www.cronica.com.ar/policiales/Pibas-denunciaron-que-su-padrastro-las-manoseaba-y-que-su-madre-no-les-creia-20181117-0030.html