Impresion de prueba

La Provincia destina $ 11.800 millones en sueldos para movilizar la economía

Jueves, 06 de Diciembre de 2018 15:34





Proteger los haberes de los empleados públicos estatales de Tucumán con respecto al índice de inflación, motorizar el desarrollo de la economía provincial y promover políticas de inclusión social en un contexto económico nacional recesivo. Este es el fin por el cual el gobernador Juan Manzur expresó que a partir de la sanción del Presupuesto Provincial por la Legislatura de Tucumán, se pagará la cláusula gatillo, el medio aguinaldo y los sueldos de noviembre y diciembre.

“Hasta los primeros días de enero, el Gobierno de la Provincia  va a pagar a sus trabajadores la suma de $ 11.800 millones. Con -el vicegobernador- Osvaldo Jaldo ya tenemos la plata y, a medida que transcurra el cronograma, vamos a ir cumpliendo la totalidad de las obligaciones que tenemos como Gobierno provincial”, aseveró en ronda de prensa el Gobernador, tras presentar el Plan Verano 2019 en Casa de Gobierno, un programa para beneficiar a las familias tucumanas durante las vacaciones.  

“Tucumán es una de las poquísimas provincias que dieron a sus trabajadores la cláusula gatillo para que los aumentos – salariales- vayan a la par de la inflación. Esto es lo que se debe hacer. Algo que sea perdurable y que quede para siempre. No estoy de acuerdo, lo tengo que decir públicamente, con aquellos que dan un bono una sola vez. Nosotros damos aumentos que son para siempre y van al sueldo de los trabajadores”, explicó en su discurso, al tiempo que expresó que esto llevó tranquilidad a los municipios.

El ministro de Gobierno y Justicia, Regino Amado, precisó que esta semana se realiza el pago del 80% de los sueldos correspondientes a noviembre, a todos los empleados públicos.

Entre el 17 y el 21 de diciembre, la Provincia pagará el medio aguinaldo y la diferencia por inflación por cláusula gatillo correspondiente a septiembre y octubre que representará un 2,4% más.

Hasta el 4 de enero se pagará el sueldo de diciembre, cumplimentando un total de $11.800 millones que serán abonados en concepto de salario hacia los trabajadores del Estado tucumano.


“Esto beneficia al trabajador y al comercio que la está pasando mal por la recesión. Hemos visto en los índices nacionales que noviembre fue el mes de mayor baja en el consumo. El gobernador y el gicegobernador pretenden que el vuelco de $ 11.800 millones en diciembre haga mover la rueda de la economía en Tucumán”, señaló Amado, que aseveró que esto permitirá que el comercio tenga un mercado más activo y beneficie al conjunto de las empresas.

“Vamos a terminar de cumplir el pago de la cláusula gatillo cuando el INDEC (Instituto Nacional de Estadística y Censos) publique en enero la inflación anual que se estima que sea del 48%. Hasta septiembre la provincia pagó el 33% y lo que correspondería es pagar un 15% para llegar al 48% en el aumento salarial anual total del 2018”, informó.

El Ministro de Gobierno y Justicia destacó que con esta medida se cumple con los compromisos asumidos con los trabajadores, “no sólo beneficia a los activos sino a los empleados que se están por jubilar. Porque no es lo mismo dar un bono por única vez que no se tiene en cuenta cuando una persona se retira, que un porcentaje que queda para toda la vida. El que se jubile tendrá mayor beneficio con estos incrementos. Va a ser el mayor aumento salarial en la actividad pública y privada”.

Amado sostuvo que “se sabía que la inflación no iba ser como se pronosticaba – desde Nación- a comienzos de año de un 15%. Por eso dimos un incremento de un 17%, para después aplicar la cláusula gatillo en septiembre y en diciembre”.

El funcionario concluyó que desde la gestión de Manzur se tomó la decisión política de no despedir ningún trabajador: “Porque no se va a hacer un ajuste despidiendo trabajadores. Y, a la vez, cumplir con el pago de la cláusula gatillo porque esto permite que el salario se recupere a la par de la inflación que hemos sufrido todos los argentinos”.

En el marco de las políticas que impulsa el Gobierno tucumano para custodiar la situación social local, Manzur anunció el Plan Verano, un programa provincial por el cual se implementará la continuidad de los comedores escolares y de las actividades culturales, educativas, deportivas y de entretenimiento en los centros educativos, clubes y balnearios de toda la provincia.

“Este es el gran desafío. Seguir acompañando a la gente en cada rincón de la provincia”, declaró, al tiempo que destacó que “esto se puede hacer gracias a los señores intendentes y delegados comunales”.

El mandatario expresó que la inflación no es una cuestión provincial, sino que es responsabilidad de la Nación: “Cuando las agencias internacionales como UNICEF dicen que el 48% de las criaturas en Argentina son pobres, quiere decir que la política económica está equivocada. Que hay que salir de la timba financiera y volver al trabajo, la producción, las fábricas y las industrias”.

Manzur también destacó que el Gobierno tucumano se comprometió a cuidar a los ciudadanos: “Los vamos a cuidar para que todas las criaturas vayan a la escuela. No hay muchas provincias que tengan 180 días de clases” y aseveró que el próximo 14 de diciembre se cumplimentará con los días de clases fijados como objetivo al comienzo del ciclo lectivo 2018.

El gobernador comentó que en los centros de salud pública no les faltará la leche a los niños y que no escasearán remedios en los hospitales tucumanos: “Vamos a seguir haciendo operaciones complejas, dando remedios para el cáncer. Nos vamos encargar de salvar vidas”.

Recordó que hace pocos días en la Maternidad tucumana se compraron equipos muy caros para hacer operaciones para salvar la vida de los niños que se encuentra dentro del vientre materno: “Hoy la ciencia permite hacer estas operaciones pero hacen falta equipos y médicos capacitados. Gracias a ello, en la Maternidad pública de Tucumán se operó a una embarazada de mellizos”.