Impresion de prueba

“Fueron sólo dos minutos”, el desgarrador testimonio de una madre que tuvo un descuido fatal

Miércoles, 13 de Marzo de 2019 19:31





Sarah Morris, de 35 años, hizo lo que hacía en forma habitual: colocó a sus gemelas de un año en la bañera y las comenzó a bañar. Pero en esta ocasión se distrajo con una llamada por teléfono. Esa llamada duró 47 minutos, mientras las pequeñas de 13 meses seguían en el agua.

El desenlace fue dramático, porque una de las nenas se ahogó sin que la madre se diera cuenta. El terrible hecho ocurrió en Gales hace tres años y ahora salió a la luz porque la madre enfrenta un juicio por homicidio involuntario que puede dejarla en la cárcel.

Sarah, la madre de las pequeñas, imputada.
Sarah, la madre de las pequeñas, imputada.

"Fueron sólo dos minutos, pensé que nada malo podía pasar", declaró la imputada ante la justicia del Reino Unido. Ella negó haberse descuidado, algo que las pericias lograron demostrar lo contrario.

La mujer admitió ante el juez que mientras metió a bañar a sus hijas estuvo hablando con su amiga y socia, Sarah Swindles por casi una hora, pero que constantemente se dio vueltas y que, incluso, dejó la puerta abierta del baño. Pero no escuchó nada raro en ningún momento.

La mujer dio versiones contradictorias.
La mujer dio versiones contradictorias.

Según el testimonio de la mujer, luego de colgar el teléfono, ingresó al baño y se dio cuenta que una de las nenas, Rosie, se encontraba bajo el agua, por lo que de inmediato la sacó de la bañera y se puso en contacto con otra amiga para pedirle ayuda.

No obstante, la menor ya no respiraba. Tras varios intentos fallidos por reanimarla, la mujer llamó a la Policía para pedir ayuda.

En una entrevista policial después del fatal hecho, Morris dijo que, antes de encontrar a su hija, estaba en la cocina "lavando y calentando las toallas para que estuvieran calientes cuando salieran del baño".

Pero también contó a la Policía que después de haber estado buscando un cigarrillo en su habitación creyó haber escuchado algo en el baño y cuando fue a mirar, se encontró a Rosie acostada de espaldas bajo el agua.

Pese a la confesión de la mujer, la Justicia indicó que no logró dar una explicación clara de lo que pasó. Ahora, Sarah deberá esperar que el juez dicte la sentencia para saber si quedará libre o deberá pagar una condena en prisión.


Fuente: https://www.clarin.com/sociedad/solo-minutos-desgarrador-testimonio-madre-descuido-fatal_0_RxLuJ8ayT.html?utm_medium=Social&utm_source=Twitter#Echobox=1552507232