Apostó que EEUU alcanzaría 100 mil muertos por coronavirus antes de septiembre y ganó

Viernes, 29 de Mayo de 2020 06:26

Uno de los homenajes de la gente a los fallecidos por el coronavirus.



Estados Unidos alcanzó el miércoles 27 de mayo la alarmente cifra de 100 mil muertos por COVID-19, un sombrío escenario para la salud pública de un país que nunca vislumbró llegar a contabilizar sus fallecidos en números de más de seis dígitos cuando comenzó la pandemia apenas en marzo pasado.

Excepto por el jugador de póquer Chris Hunichen quien se atrevió a desafiar hasta al más osado de los apostadores que quisieran poner 100 mil dólares en una partida de cifras de muertos por el virus antes de llegar al 1 de septiembre.

No fue un secreto y lo peor, no fue una broma lo que el propio Hunichen publicaba en su cuenta de Twitter por aquellos días de marzo.

De hecho el diario Los Angeles Times publicó una nota al respecto el 15 de abril.

El alcance y respuesta de su tuit provocó indignación, confusión y rechazo.

La apuesta era fría, como cualquier otr, porque al final lo que se busca es ganar dinero, pero sobre todo clara.

No había complicaciones en ella: si más de 100 mil estadounidenses morían a causa de COVID-19 para el 1 de septiembre, ganaba 10 mil dólares (más de 1,2 millón de pesos). Si no, él pierde.

Hunichen le dijo al Times que encontró gente que aceptó la apuesta.

En ese momento, las proyecciones de la Casa Blanca para las muertes de Estados Unidos por el virus eran muy inferiores a seis dígitos, pero Hunichen sintió que estaba viendo algo que otros no.

Desde entonces ha anunciado su victoria tanto en el desafío de 10 mil como en otra apuesta de 2,500 dólares que hizo a través de Twitter en la que el perdedor paga mientras el ganador dona las ganancias a las personas sin hogar.

Según los informes, vio menos interés de otros apostadores en esta última.

Críticos se le fueron a la yugular, no podían creer que un tipo con cierta presencia pública y sin una clara necesidad económica, podía jugar con la salud de un país que en ese momento prácticamente se enfrentaba a lo desconocido.

Pero había una especie de letras chiquitas en todo esto. Hunichen afirmó al Times que hizo esta apuesta con el objetivo de crear conciencia sobre la amenaza del virus en lugar de incrementar el saldo en su cuenta bancaria.

Al final 10 mil dólares no es mucho para alguien que ha ganado 20 millones de dólares en casi dos décadas jugando a las cartas.

Hunichen dijo que había notado que varios conocidos no tomaban el virus en serio, no les importaba el distanciamiento social, viajaban, salían, hacían su vida como si nada y él temía por la suya debido al asma que padece y que puede ser una condición que hace que COVID-19, una infección pulmonar, sea especialmente peligrosa.

Lo que quería demostrar a los demás es que la amenaza del virus era más real de lo que los demás pensaban.

Hunichen incluso señaló que también a través de Twitter, un apostador deportivo expresó su interés en una apuesta que acotaba menos de 50 mil muertes para fin de año, una apuesta mucho más asequible que se había publicado unos días antes de su propia apuesta.

Dijo que el beneficio económico nunca fue el objetivo. /Yahoo Noticias