Lo interceptaron para robarle el auto: tuvo que rogarles a los ladrones para que no se llevaran a su bebé

Jueves, 10 de Junio de 2021 08:45

La víctima consiguió bajar a su hijo del vehículo, pero los delincuentes no pudieron arrancarlo.



Un padre vivió una verdadera pesadilla el martes en la ciudad bonaerense de Villa Luzuriaga, cuando fue abordado por un grupo de delincuentes que buscaban robarle el auto. Aunque el hombre ya había bajado del vehículo al momento de ser sorprendido, advirtió que en el interior aún se encontraba su bebé de un año y ocho meses. Frente a esta situación, tuvo que rogarles a los delincuentes que le permitieran retirarlo antes de escapar.

El hecho ocurrió en la calle Thames casi esquina Miguel Cané y fue registrado por una cámara de seguridad de la cuadra. El video comienza con la llegada de la víctima a la casa de sus suegros en un auto marca BMW. Después de estacionar, se observa cómo baja del mismo y camina hasta el baúl para agarrar una mochila y uno de los juguetes de su hijo.

En ese contexto, una camioneta Peugeot Partner blanca aparece en escena y frena al lado del hombre. Del vehículo bajan dos ladrones armados que lo apuntan y amenazan para que les entregue el auto, donde aún se encontraba el nene.

“Me sorprendieron, porque es una maniobra habitual y de rutina traer a mi hijo a la casa de mis suegros para que se queden al cuidado de él, y más de día en un lugar transitado y con total impunidad”, expresó el hombre, identificado como Cristian, en diálogo con Telenueve Central.

La víctima aseguró que lo que más lo “desesperó” fue haberse dado cuenta de que su bebé seguía adentro del auto. “Todo fue muy rápido y la situación, shockeante. Lo único que pensé es que se lleven todo, y eso fue lo que les pedí. ‘Por favor, dejame sacar a mi hijo, es un bebé’, les dije”.

Luego
de que los ladrones le permitieran llevarse al nene, Cristian entró a la casa de sus suegros, desde donde vio cómo el grupo de delincuentes no logró concretar el robo. “Cerraron el auto y se quedaron tratando de arrancarlo, pero no respondió. Entonces, se bajaron, cerraron las puertas tranquilitos, se subieron a la camioneta en donde habían venido y siguieron derecho por la calle Thames en dirección a Don Bosco”, relató.

“Agradezco al cielo que (el bebé) estaba dormido en el asiento, y así como yo lo saqué del auto, siguió dormido en mis brazos”, concluyó el hombre.

Según fuentes policiales, los ladrones solo lograron robar un teléfono celular y son intensamente buscados por efectivos de la comisaría 3ra. de Villa Luzuriaga. Interviene en la causa el fiscal José Luis Maroto, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 13 del Departamento Judicial de La Matanza. /La Nación