Aceptó el peligroso reto de comer comida ultra picante: el brutal ardor lo destruyó y colapsó en segundos

Jueves 23 de Mayo de 2024, 07:42

Este adolescente de apenas 14 años perdió la vida después de haber comido una tortilla extra picante como parte de un reto viral.



Un reto viral le quitó la vida a un adolescente de 14 años y su historia es estremecedora. 

Harris Wolobah probó una comida picante que se había hecho viral en redes sociales, y su cuerpo no resistió la reacción que le generó.

En cuanto a esta comida ultra picante, se trataba de una tortilla de maíz. 

Si bien el hecho ocurrió en septiembre del año pasado, su historia se viralizó en el último tiempo y los detalles de la autopsia son estremecedores.

El escalofriante caso del adolescente que murió por un reto de comida ultra picante

Harris Wolobah estudiaba en la ciudad de Worcester, en Massachusetts, Estados Unidos. Un día quiso hacer el reto viral de “One Chip Challenge” que había impulsado la marca Paqui, en el que invitaba a la gente a probar unas tortillas de maiz con dos sustancias ultra picantes llamadas Carolina Reaper y Naga Viper.

Tanto ardor provocaba en la boca, que ya su envase le hacía “honor” a esto. Este snack venía en un envoltorio con forma de ataúd y una calavera dibujada.

Mientras estaba en el colegio, el adolescente sintió una molestia muy profunda en el estómago y, de repente, se desmayó. 

Al ver que no estaba bien, lo llevaron a un centro de salud donde estuvo algunas horas internado y finalmente murió.

La autopsia del adolescente que murió por comer tortillas ultra picantes

En el último tiempo salió a la luz la autopsia del chico de 14 años, quien falleció a causa de un paro cardíaco después de ingerir “una sustancia con alta concentración de capsaicina”, según dio a conocer el medio estadounidense The Washington Post.

En cuanto a la capsaicina, es un compuesto presente en alimentos como el ají y el pimentón. 

Esta sustancia es irritante y causa picazón, seguida de una pérdida de sensibilidad; por lo tanto suele ser utilizada para aliviar dolores.

Por otro lado, el informe forense también reveló que Wolobah sufría de cardiomegalia, es decir, un agrandamiento del corazón, además de un defecto cardíaco congénito. Tras su deceso, la marca decidió no promocionar más este reto y dejó de vender el producto.  /Radio Mitre