Milei viajará a El Salvador para la asunción presidencial de Nayib Bukele

Lunes 27 de Mayo de 2024, 17:51

El mandatario salvadoreño manifestó su deseo de “colaborar con Argentina en temas de seguridad” tras su contundente triunfo electoral en febrero y la invitación al jefe de Estado argentino, refleja el interés de establecer un vínculo político entre



El presidente Javier Milei se hará presente el sábado 1° de junio en la asunción del segundo mandato que iniciará Nayib Bukele al frente del gobierno de El Salvador, tras haber sido reelegido en febrero de este año con el 85% de los votos. Cuando el libertario tomó el poder de nuestro país en diciembre de 2023, el líder centroamericano envió en representación a su ministro de Economía y Seguridad Pública, Héctor Villatoro.

El mandatario salvadoreño manifestó su deseo de “colaborar con Argentina en temas de seguridad” tras su contundente triunfo electoral a principios del 2024 y la invitación al jefe de Estado argentino, refleja el interés de establecer un vínculo político entre ambos países.

https://fotos.perfil.com//2024/05/22/900/0/el-presidente-javier-milei-1805858.jpg
El presidente Javier Milei bajando del avión presidencial ARG-01

En aquella oportunidad, pese a no haber asistido a la ceremonia del cambio de mando en Argentina, a través de una conversación telefónica elogió “la capacidad de diálogo” y el “conocimiento sobre la realidad económica argentina” que tenía Milei.

En este sentido, Bukele indicó que “hablaron una sola vez. Fue una conversación bastante larga para lo que era, felicitarlo por su triunfo, y nos quedamos hablando un montón de tiempo. Me dio un panorama de Argentina muy difícil, sobre todo en lo económico, el tema de las divisas y la inflación. Fue previo a que asumiera, pero ya había sido electo”.

Además, aseguró que “va a ser muy duro enfrentar” el tema económico, “de cualquier manera que se haga”.

Así como también, en el marco de una conferencia de prensa, Nayib Bukele supo referirse a la problemática en torno a la inseguridad que comparten con nuestro país y analizó que “el problema de seguridad en Argentina que existe, no es tal vez tan apremiante como lo era en El Salvador. Por ende, las medidas que pueden ser compartidas de parte de nosotros para lo que pueda ser aplicado en Argentina, pues no tendrían que ser tan drásticas”.

En este aspecto, consideró que “no necesitan resolver un problema tan grande. Como el problema es más pequeño, el ‘medicamento’ puede ser más pequeño también”. /Perfil