Saquearon la casa de “Lupe”, la joven que denunció a Bussi: mataron al gato y dejaron un mensaje mafioso, mientras la Legislatura continúa encubriendo

Domingo, 09 de Agosto de 2020 09:45

Le desmantelaron la casa y le dejaron un mensaje mafioso a la víctima de Bussi, una joven de 26 años, madre de dos hijitas



Luego de estar escondida durante más de 60 días, la víctima de Ricardo Bussi retornó a su casa y la encontró totalmente saqueada, y con un mensaje en una pared: “Akí estoy”.

La periodista Milagro Mariona también informó en el sitio La Nota que ahora “Lupe” ya tiene custodia policial.

A casi dos meses de que denunciara al legislador Bussi por abuso sexual y robo de identidad, finalmente la jueza Carolina Ballesteros, de la 5º nominación, dispuso otorgarle la consigna de la policía federal para resguardar su integridad física y la de su familia. Ballesteros quedó a cargo de la causa luego de que Enrique Pedicone, vocal de la Cámara de Apelaciones en lo Penal de Instrucción, apartara a Raúl Armando Cardozo (N°4), el juez que, por la existencia de fueros, debía investigar a Bussi.

Pero el calvario de “Lupe” no cesa. Cuando regresó a su casa, luego de estar refugiada más de 60 días, la encontró desmantelada por completo. Le robaron la cama, un sillón, un televisor, el secarropa nuevo que aún continúa pagando, la garrafa, la ropa de sus nenas, las colchas. Hasta le mataron el gato.

Con aerosol le dejaron un mensaje en el fondo de su casa: “Akí estoy”. Adentro, encontró drogas, botellas de vino, y una insignia policial.

Todo eso será remitido a la Justicia por su abogado, Salvador Iovane.


La semana pasada, dos mujeres se apersonaron en la casa de su hermana. Le dijeron que eran maestras de sus niñas e insistieron en conseguir el teléfono de “Lupe”. Su hermana, logró tomarles una foto y filmar un video de las mujeres. No eran de la escuela de sus hijas. “Lupe” logró reconocerlas de haberlas visto previamente en la sede de Fuerza Republicana.

También contactaron a otra hermana que vive en la provincia de Buenos Aires, en un convento. A ella le dijeron que necesitaban comunicarse de manera urgente con “Lupe”, alegando cuestiones de salud.

La complejidad del caso radica en que el abuso sexual que sufrió la denunciante es, en realidad, y más allá de la gravedad del hecho en sí mismo, la punta del iceberg de un entramado de violencias y acciones de amedrentamiento con las que Bussi, en complicidad con otros dirigentes políticos, estarían buscando acallarla.

Ante esta situación de asimetría de poder, las organizaciones feministas de Tucumán, expresaron públicamente el apoyo y el acompañamiento de “Lupe”. Además, lanzaron una campaña para juntar fondos y brindarle una ayuda económica.

Mientras tanto, Bussi continúa cumpliendo funciones públicas, la Legislatura no tomó ninguna medida preventiva, ni se interiorizó en la causa. El silencio sigue siendo la elección de los y las políticas ante las denuncias por violencia de género y abuso sexual que recaen sobre sus pares. /La Nota

Bussi llegó rodeado de matones a la marcha contra la inseguridad ...

Datos de la cuenta para colaborar con la víctima:

Banco Nación
Nº Caja de Ahorro 32654812349900
CBU 0110481730048123499001

??JUNTAMOS FONDOS PARA "LUPE" Y SU FAMILIA "Lupe" es el nombre con que se conoce a la joven de 26 años que denunció...

Publicado por Ni Una Menos Tucumán en Sábado, 8 de agosto de 2020