Trabajo infantil en Santiago del Estero: descubren a niños cosechando cebollas en condiciones inhumanas

Sábado, 26 de Septiembre de 2020 09:26

El relevamiento a uno de los niños que eran explotados en el campo.



Un operativo realizado en un campo cercano a la ciudad de Santiago del Estero desarticuló una situación de explotación infantil: un grupo de niños trabajaba allí cosechando cebollas.

El procedimiento conjunto entre el RENATRE (Registro Nacional de Trabajadores Rurales y Empleadores) y la UATRE (Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores) desmontó la explotación: cuando los funcionarios llegaron al terreno situado en el departamento de Robles -a unos 25 kilómetros de la capital provincial-, descubrieron a unos 15 chicos juntando hortalizas en bolsones.

Al advertir la presencia de los funcionarios, los niños emprendieron la huida. Uno solo no consiguió escapar y confesó que trabajaba en el campo. El organismo nacional publicó una imagen suya sentado en el piso, de espaldas y con la compañía de las autoridades.

“Es una clara violación de los Derechos Humanos”, subrayó Carolina Llanos, directora general del RENATRE. Y sostuvo que “vamos a seguir denunciando todas estas situaciones donde se estén vulnerando derechos básicos y fundamentales de las trabajadoras y los trabajadores, de las niñas y niños, atendiendo y observando que la infancia es el pilar fundamental en la vida de las personas”.

El operativo en el interior santiagueño se desarrolló el 18 de septiembre como parte de distintas inspecciones en todo el país para verificar el cumplimiento de los protocolos por la pandemia de coronavirus, y la distribución de elementos de seguridad e higiene personal en los establecimientos rurales.

Uno de los niños que trabajaba cosechando cebollas. (Foto: RENATRE)
Uno de los niños que trabajaba cosechando cebollas.


Explotación

Allí donde los funcionarios proyectaban un monitoreo de las normativas sanitarias, se encontraron con una escena de trabajo infantil. En este campo de Robles, los niños trabajaban de lunes a sábados durante nueve horas, bajo un intenso calor y sin agua ni baños a disposición.

“Cuando llegamos al campo se encontraban alrededor de 15 niños levantando cebolla, y al ver a los inspectores se fueron del campo a gran velocidad, imposibilitando su relevamiento”, afirmó el Delegado del RENATRE en Santiago del Estero, Walter Palumbo.

Orlando Marino, presidente de la entidad, aseguró: “Llevamos adelante todas las acciones necesarias en la lucha para erradicar el trabajo infantil en el sector rural y lo hacemos de acuerdo a los protocolos”.

Durante las tareas de fiscalización se relevaron dos trabajadores que no se encontraban registrados ante la seguridad social y percibían ingresos por debajo de lo establecido por la CNTA (Comisión Nacional de Trabajo Agrario) para la actividad.


Hace dos semanas, un hecho similar

RENATRE había detectado una situación de explotación infantil el 10 de septiembre en un establecimiento hortícola en la localidad de Fernández, también en Santiago del Estero.

Eran cuatro niños que junto a tres adolescentes cosechaban cebolla en jornadas laborales de 10 horas de duración. /TN