“Ensañamiento y alevosía”, el agravante para el padrastro de Abigail Luna por el horrible crimen de la nena de dos años

Miércoles, 21 de Octubre de 2020 17:44

Abigail Luna tenía 2 años y la mataron a golpes. Su padrastro, Gerardo Paz, está preso por el crimen. Foto: Facebook



Mientras la Policía de Tucumán continúa la búsqueda del asesino de Abigail Riquel, la nena de 9 años que el domingo a la mañana salió a jugar a la casa de una amiguita y apareció muerta, la Justicia tucumana le dictó la prisión preventiva al padrastro de Abigail Luna: está acusado de haber matado a golpes la chiquita de 2 años.

El crimen de Abigail Luna (2) ocurrió el mismo domingo que mataron a Abigail Riquel (9), cuando la mamá de la nena y el padrastro la llevaron a un hospital San Cayetano del barrio Independencia de San Miguel de Tucumán.

La autopsia confirmaría luego lo que la mamá de la nena muerta le había dicho a los médicos y que le valió la detención preventiva a Gerardo Paz (33): la había matado a golpes.


Gerardo Paz, el padrastro de Abigail, está preso por el crimen. Foto: Facebook
Gerardo Paz, el padrastro de Abigail, está preso por el crimen. Foto: Facebook

Según el diario La Gaceta, Abigail había recibido golpes en la cabeza, las piernas, los brazos, el pecho y la espalda. Tenía al menos 20 marcas.

La autopsia determinó que el cuerpo de la chiquita presentaba hemorragias y hematomas en el cerebro, tenía lesionado un pulmón, un riñón y fracturas en al menos tres costillas.

“Muchas veces agredió físicamente a mi hija, pero nunca como lo hizo el domingo. No lo denuncié anteriormente porque estuve todo el tiempo amenazada”,
diría Mercedes Luna (25) tras el crimen de su hija, y admitiría que ella también era víctima de violencia de género.

“Ni siquiera me permitía que le contara a nuestra familia. Siempre prometía que cambiaría, pero nunca lo hizo. No lo demandé antes porque tenía miedo de que golpeara a mis hijas y que le hiciera algo malo. Lo hablé varias veces para que entendiera que la violencia no serviría de nada. Y no me escuchó”, serían las palabras de la mamá de Abigail.

Lo cierto es que Paz, que trabaja en el servicio de Emergencia 107, fue imputado por el fiscal Ignacio López Bustos por el delito de homicidio agravado por ensañamiento y alevosía, porque actuó sabiendo que estaba golpeando a una criatura totalmente indefensa y actuando sobre seguro.

El juez Pedro Roldán Vázquez confirmó la decisión de la defensora de Menores para que actúe un juzgado de Familia, ya que la mujer tiene otra hija de 6 años que también podría haber sido víctima de maltratos; y aceptó el pedido de prisión preventiva, pero por dos meses.

Buscan al asesino

El fiscal López Bustos es el mismo que investiga el crimen de Abigail Riquel (9), hallada en un descampado, detrás de unos enormes montículos de tierra, en el barrio Muñecas de la capital tucumana.

El fiscal tiene desde el domingo un sospechoso del crimen, pero está prófugo y en la capital provincial, y zonas aledañas, hay varios operativos para dar con él.

Paz (izq), preso por matar a Abigail Luna. Y el prófugo por el crimen de Abigail Riquel (9), alias Culón (der). Foto: Facebook
Paz (izq), preso por matar a Abigail Luna. Y el prófugo por el crimen de Abigail Riquel (9), alias Culón (der). Foto: Facebook

Fue clave el aporte de un testigo, que aseguró haber visto al hombre cuando caminaba de la mano de la pequeña por el lugar donde, finalmente, horas más tarde fue encontrado el cadáver.

Se trata de un ex presidiario de 25 años, apodado "Culón", quien salió hace menos de diez días de la cárcel y “cuenta con numerosos antecedentes en el que figuran al menos diez intentos de robos, entre ellos a mano armada y de motocicletas, además de ser adicto a las drogas”, dijo una fuente vinculadas a la investigación a la agencia de noticias Télam.

En base al informe preliminar, Abigail murió a raíz de un fuerte golpe en la cabeza. Tenía signos de abuso sexual y de intento de asfixia manual.

Abigail Riquel tenía 9 años.
Abigail Riquel tenía 9 años.

Los vecinos quemaron gomas protestaron frente a la comisaría 12. Avisaron que lo seguirán haciendo hasta que el culpable sea capturado. /Clarín