Mataron a un basquetbolista de 23 años e hirieron a su hermano en la avenida Mate de Luna frente a la Maternidad

Domingo, 17 de Enero de 2021 07:50

Marcos Cano Montenegro



Los efectivos del Sistema de Emergencias del 911 aprehendieron a dos hombres, de 26 y 31 años, acusados de matar a Marcos Cano Montenegro y herir a su hermano en una violenta pelea que se registró en la madrugada de este sábado en avenida Mate de Luna al 1500,  frente a La Maternidad.

Todo comenzó en calle Crisóstomo Alvarez al 1600, cuando los agresores se hicieron presentes en el domicilio de las víctimas.

“Los sospechosos habrían ido hasta la casa de la víctima con intenciones de mantener una relación con la hermana de Montenegro, a la cual ella se negaba”, explicó Juana del Valle Estequiño, jefa interina de la División Homicidios de la Policía.

Allí comenzaron a pelear y siguieron hasta la avenida Mate de Luna, donde los acusados hirieron a los hermanos con un arma blanca tipo navaja. 

Marcos Cano Montenegro, de 23 años, basquetbolista de Tucumán BB, llegó sin vida al Hospital Centro de Salud con una herida en el tórax. Su hermano, Gonzalo, de 25 años, fue intervenido quirúrgicamente luego de ser apuñalado en la zona abdominal.

Los aprehendidos, Álvaro Jorge Quiroga (26) y Gonzalo Martín Dimarco (31), fueron llevados ayer hasta la escena del crimen, donde declararon que la pelea se produjo por “una discusión que viene desde hace mucho tiempo”.

Los efectivos de la División Homicidios, trabajaron junto al personal del ECIF (Equipo Científico de Investigaciones Fiscales) en la escena del hecho.

Allí secuestraron el arma blanca tipo navaja con la que los agresores habrían causado el desenlace fatal y otros elementos de interés para la investigación que está en manos del fiscal Ignacio López Busto, de la Unidad Fiscal de Homicidios de la I Nominación.

 
Los motoristas del 911 fueron los primeros que llegaron al lugar luego de que un empleado de seguridad viera la pelea y alertara a los efectivos que realizaban recorridos en la zona. Es así que tras una veloz persecución lograron aprehender a los dos agresores a unas pocas cuadras del hecho.