Otras civilizaciones antes que nosotros habrían habitado la Vía Láctea con el peor de los finales

Sábado, 23 de Enero de 2021 07:10

VIA LACTEA. Una nueva teoría postula la existencia de civilizaciones previas a la humanidad que se autodestruyeron.



Un estudio realizado conjuntamente por un equipo de investigadores del Instituto de Tecnología de California (Estados Unidos) y el Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA -con base en La Cañada Flintridge, California- llegó a la conclusión de que la Vía Láctea habría albergado antiguas civilizaciones alienígenas, que se extinguieron por la autodestrucción.

La investigación, difundida por el sitio web arxiv.org, consigna que los científicos desarrollaron una versión ampliada de la Ecuación de Drake. En 1961, el astrónomo estadounidense Frank Drake analizó las posibilidades de encontrar vestigios de comunidades extraterrestres en la galaxia del Sistema Solar, donde está ubicada la Tierra.

Esa teoría pionera fue popularizada por el astrofísico, cosmólogo, escritor y divulgador científico Carl Sagan a través de su serie documental "Cosmos" y fue objeto de numerosas actualizaciones durante más de medio siglo. Ahora fue añadido el factor de la "autoaniquilación".

Los especialistas recurrieron a distintos modelos estadísticos para poder determinar que el mejor momento para que surgiera vida inteligente en la Vía Láctea fue alrededor de 8 mil millones de años después de su formación.

El fenómeno se habría producido a 13 mil años luz del centro galáctico. Es decir, la mitad de la distancia desde la Tierra hasta el punto de rotación.

"Desde la época de Sagan ha habido mucha investigación. En especial, desde los telescopios espaciales Hubble y Kepler. Tenemos mucho conocimiento sobre las densidades de gas y estrellas en la Vía Láctea, así como sobre la tasa de formación de nuevos astros y planetas y de explosiones de supernovas", señaló Jonathan Jiang, uno de los autores del estudio.

El trabajo hace foco en la prevalencia de estrellas similares al Sol con planetas parecidos a la Tierra, la frecuencia de supernovas que emiten radiación mortal, la probabilidad y el tiempo necesario para la evolución de vida inteligente y la tendencia autodestructiva de las civilizaciones avanzadas.

La humanidad surgió casi 13.500 años después del nacimiento de la Tierra, a uns 25 mil años luz del centro de la Vía Láctea. Por su aparición tardía respecto de la mayoría de los grupos inteligentes de la galaxia se la considera una "civilización fronteriza".

La actual postura de la comunidad científica sostiene que "si bien ninguna evidencia sugiere explícitamente que la vida inteligente, eventualmente, se aniquilaría a sí misma, no podemos excluir -a priori- la posibilidad de la autoaniquilación". /Clarín