La administración de Pettovello también compró alimentos que están almacenados

Sábado 01 de Junio de 2024, 13:12

Si bien el Gobierno sostenía que la comida no distribuida fue adquirida por la gestión anterior, hay partidas actuales



El Ministerio de Capital Humano sigue siendo objeto de escándalos y se han agregado nuevos capítulos de misterio sobre la razón del despido de Pablo De la Torre, quien ahora es el exsecretario de Niñez, Adolescencia y Familia.

La información obtenida por LA NACION genera incertidumbre acerca de otra información oficial proporcionada por el Gobierno. A pesar de que Manuel Adorni, vocero del Gobierno, afirmó en una conferencia de prensa que los productos acopiados en los depósitos eran "alimentos adquiridos por la gestión anterior", la gestión actual realmente compró alimentos que fueron entregados en Villa Martelli y Tucumán. Además, esta misma administración compró empresas que habían sido denunciadas.

El 8 de marzo de este año, la Organización de los Estados Iberoamericanos (OEI) lanzó una oferta para la adquisición de alimentos sin el permiso del Estado, actuando "en nombre y por cuenta de la Secretaría Nacional de Niñez, Adolescencia y Familia". El director de la organización, Luis Scasso, firmó el resultado de la licitación que se difundió el 26 de abril. El organismo gastó casi $3.652 millones para comprar 1.650.000 aceites de girasol de 900 mililitros y 400 gramos de lentejas secas, con un ahorro del 50% en comparación con licitaciones anteriores.

La existencia de esta compra fue eludida por varias vías. En el pedido de acceso a la información que solicitó y dio a conocer El Destape, el Ministerio admitió la existencia de este proceso, pero dijo que al 30 de abril no se habían seleccionado ganadores, a pesar de que se habían comunicado los adjudicados cuatro días antes. Además, se informó oficialmente que todos los alimentos acopiados habían sido adquiridos durante los años previos a la llegada de La Libertad Avanza.

Quien dio el visto bueno a la adjudicación, con su firma digital, fue Alejandro Gabriel Schavi, actual subsecretario de gestión administrativa. En el organigrama, este funcionario se encuentra en la misma orbita de secretaría que Leila Gianni, que reporta directamente a Pettovello. Ambos responden formalmente al virtual viceministro de la cartera, Juan Facundo Etchenique, que había sido designado el 27 de diciembre, despedido el 11 de enero, vinculado como subsecretario de Gestión administrativa de Niñez, Adolescencia y Familia el 7 de marzo, y recontratado para su cargo anterior el 29 de abril. La firma de Schiavi fue el 17 de abril.

Esos alimentos fueron entregados, al menos en parte, a los depósitos. La información oficial enviada por Capital Humano al juzgado de Sebastián Casanello, que ordenó un inventario de los alimentos en las dos ubicaciones y en donde se ven reflejados estos productos, permitió a LA NACION confirmar esto a través de los pliegos de la licitación, que indican las fechas de entrega ya cumplidas. Los ingresos de mercadería nueva aparecen en el Excel que se entregó al juez tan cerca como hace cuatro días, el 27 de mayo de 2024, cuando llegaron aceites a Villa Martelli. Este año, las entregas comenzaron el 3 de mayo.

Tanoni Hermanos SA, Valquiria SAS, Nomero SA, Alimentos Fransro SRL y Careaga Hermanos y Teglia SRL recibieron la adjudicación. En las licitaciones de la gestión anterior, que el Gobierno cuestionó en general por posibles irregularidades, no solo estas empresas fueron adjudicadas, sino que también fueron denunciadas en particular por el Ministerio de Capital Humano por haber descubierto presuntamente direccionamiento, sobreprecios, cartelización en las compras y falta de trazabilidad.

El 27 de abril de este año, Capital Humano informó sobre una denuncia presentada contra empleados de la administración de Fernández por incumplimiento de sus deberes como funcionarios públicos en relación a la compra directa de aceite a "Proveeduría Integral MC S.R.L." Los titulares de la empresa eran Giuliano Carmelo Pellicori y Luisa Bianca Pellicori. Tenían "vínculos con el poder político de turno", afirmaron. Según la denuncia, estas personas "habían firmado con el sello de otra SRL, Alimentos Fransro SRL, también de ellos, que como otras sociedades también se presentaron en varias licitaciones y creadas al efecto".

La compra mencionada y la creciente denuncia y despido en los últimos días se deben a que Scasso, miembro de la OEI, firmó una rectificación hace tres días, el 28 de mayo, para dejar sin efecto la adjudicación efectuada a favor de la empresa Alimentos Fransro SRL del proceso Licitación Pública Nacional OEI BUE 01/2024?? por 400.000 paquetes de lentejas secas de 400 gramos. Para justificar su decisión, citan un artículo de las Condiciones Generales de Contratación de los procesos de compra que habla de "corrupción o prácticas fraudulentas".

“16.1 La OEI exige a todos los organismos incluyendo miembros de su personal, al igual que a todas las firmas, entidades o individuos participando en actividades gestionadas por la OEI o actuando como oferentes, proveedores de bienes, contratistas, consultores, subcontratistas, subconsultores, proveedores de servicios y concesionarios (incluidos sus respectivos funcionarios, empleados y representantes o agentes, ya sean sus atribuciones expresas o implícitas), entre otros, observar los más altos niveles éticos y denunciar a la OEI todo acto sospechoso de constituir una Práctica Prohibida del cual tenga conocimiento o sea informado, durante el proceso de selección y las negociaciones o la ejecución de un contrato”, mencionan.

También mencionan en esta rectificación que el Ministerio de Capital Humano presentó información relativa a la empresa, desde la Dirección General de Proyectos Especiales y Cooperación Internacional, dependiente de Schiavi al momento de presentar las novedades que habrían llevado a dar marcha atrás. Es decir que, el mismo funcionario que firmó el informe de preadjudicación, que autorizó a avanzar con los últimos pasos contractuales, fue después el que, desde otra oficina dependiente de él, cuestionó a los oferentes seleccionados.

La OEI es finalmente la que adjudica, pero en base al visto bueno del Ministerio. Así se desprende de los documentos analizados y de las condiciones generales del convenio que firmó la organización con la cartera de Pettovello, que dicen :“El Comité de Evaluación [de la OEI], redactará el Informe de Evaluación, donde se explicitarán los detalles del análisis de cada propuesta y se recomendará la preadjudicación, la cual deberá ser aprobada por el Órgano de Contratación [el ministerio]. /La Nación