Impresion de prueba

Diez trucos para detectar “energía negativa” en tu hogar

Martes, 25 de Septiembre de 2018 09:43





¿Tenés mala suerte? ¿Se te rompen las cosas? ¿Una nube negra te persigue todo el día? ¿Hay discusiones frecuentes en tu hogar? ¿Te duele la cabeza?

Muchas veces la casa se carga de energía negativa, y es importante proteger nuestros espacios y mantenerlos limpios. Existen tips de limpieza y protección, pero, ¿cómo te das cuenta de que tenés que usarlos?

Son momentos donde la energía en el mundo está intensa, por lo cual esa nube negra de energía condensada puede llegar al hogar y allí es cuando comienzan a pasar cosas raras: aumentan las peleas, se queman bombillas, se rompen los adornos y vasos, dejan de funcionar los electrodomésticos, no dormimos bien, una mancha de humedad sale en un lugar inhóspito de la casa, hay malos olores sin explicación alguna, frío inexplicable en lugares de la casa, las plantas y las mascotas se enferman, abundan plagas, padecemos cansancio extremo, sentimos que "alguien nos está observando", aparecen bloqueos en la abundancia y la economía. Todas estas son señales de que algo anda "raro".


Recetas para detectar la energía densa y limpiar el espacio

1. Cuenco con agua: el agua es un conductor de energía, limpia, sana y habla del flujo de nuestras emociones.

Colocá todos los días un cuenco con agua en el ambiente de la casa donde haya más movimiento, observa al final del día cómo el agua del cuenco se llenó de burbujas (o no). Luego ese líquido vas a desecharlo en la alcantarilla.

También podés poner un cuenco o vaso con agua debajo de tu cama por la noche, para descansar mejor. Cuando más burbujas encuentres al otro día, ¡más cargado el espacio!

2. Ajo: a parte de tener propiedades curativas, también tiene propiedades esotéricas. Desde la antigüedad se lo usa para alejar malas influencias, energías negativas y los malos espíritus. Fueron muchas las culturas que consideraron el ajo como un potente curador, y se lo usaba en rituales para alejar los sentimientos de oscuridad.

Como hacían las abuelas, es bueno colgar una ristra de ajos detrás de la puerta del hogar, como así también tener una cabeza de ajo en casa.  Si la cabeza se brota es momento de entregarla a la tierra y cambiarla por una nueva, el trabajo ya está hecho.

3. Frascos con sal y vinagre: la sal es un elemento purificador, generalmente usado en baños de limpieza. El vinagre es un elemento ácido y, como tal, limpia y purifica de energías negativas, y para muchas creencias es el gran liberador de larvas astrales. Ya lo decían nuestras abuelas cuando limpiaban sus pisos con él.

Para este ritual vas a conseguir algún frasco de vidrio, los ideales son los de yogurt, y un platito (que sea posible tirarlos si fuera necesario). En el frasco limpio, vas a poner ¾ de sal gruesa y agregás ¼ de vinagre blanco de alcohol, vas a colocar el plato debajo.

Este es un gran detector de energía densa. Verás que a medida que pasen los días, la sal va a salir por fuera del frasco y el vinagre se evaporará.

Es posible, dependiendo el grado de suciedad energética, que el frasco dure menos tiempo, adquiera un olor raro, se pudra o cambie de color. Es importante que, cuando el vinagre se evapore, llevemos el frasco al primer grifo cercano, apoyemos el plato y dejemos que el agua corra. Lo ideal es tener un frasco por habitación.

4. Flores blancas y rojas: se dice que los claveles tienen la energía de la protección, la fuerza y el poder de la curación.

Cuentan los libros antiguos que este ritual se realiza en la luna llena. Necesitas doce claveles blancos y uno rojo, en un florero vas a colocar los doce claveles blancos juntos y en medio el rojo. La técnica explica que si el clavel rojo se marchita primero, hay energías negativas en el hogar, si es el último en marchitarse, lo que prevalece es la buena energía.

5. Las plantas y los animales hablan: si tus plantas se enferman, están secas o las ves sin vida, te están dando un gran mensaje. Esto también pasa con el comportamiento de las mascotas. Muchas veces estos seres hacen carne todo lo que sucede en el hogar.

6. Velas: son una fuente de iluminación y sabiduría. Encender velas ha sido considerado en tiempos antiguos como un llamado a la alegría.

Si la cera de la vela cae por detrás es que hay algo que está inconsciente u oculto que no se deja ver, por delante es buen augurio, a la derecha habla de revisar el pasado y a la izquierda hace revisar el futuro.

7. Sal negra: la sal negra lleva este nombre por su color gris rosado que se debe a su origen volcánico. También es llamada "sal de bruja", es un mineral que se usa para ahuyentar y repeler todo tipo de males y negatividades. Colocar sal negra en las esquinas de la casa, en las cuatro direcciones de los puntos cardinales o debajo de la cama, alejará los malos espíritus. Dejala en un recipiente donde sientas que tiene que hacer su trabajo, observá su cambio de color, olor y textura, eso te indicará que está absorbiendo las energías densas.

8. Cristales: turmalina en bruto y puntas de cuarzo. El cuarzo cristal es un gran sanador, limpiador y amplificador. Ayuda a centrar, enfocar y amplificar la energía física, mental y emocional.

La turmalina negra es como la esponja de los cristales, nos protege de cualquier ataque psíquico, emocional y espiritual. Colocá una turmalina en bruto en las esquinas de la habitación a tratar; a su lado, una punta natural de cuarzo cristal, al ser amplificador de la energía potencia el trabajo de la turmalina. Irás viendo el trabajo que hacen juntos dentro del cristal facetado. Cada siete días descargá todos los cristales en una maceta con tierra negra, y luego volvé a colocarlos a hacer su trabajo. Repetí esta acción las veces que sea necesaria, y chequeá si te sentís mejor.

9. Péndulo: es uno de los instrumentos más importantes dentro de la radiestesia para obtener información.

Cuando el péndulo gira en sentido anti-horario está disolviendo los estancamientos energéticos de esa persona o espacio. Cuando gira recto actúa como un láser cortando la energía densa. En el sentido horario, el péndulo estará sellando o cargando de energía positiva esa área donde trabajamos limpiando o cortando.

Al péndulo se le puede preguntar por si o por no, él es un gran aliado a la hora de la trabajar con energías. Podemos consultar si en alguna de las zonas de la casa hay energía densa e ir comprobando dónde el ambiente se encuentra más cargado.

Es muy importante tener paciencia, pulso y una buena postura, evitando influenciar el movimiento del péndulo. Lo ideal es mantener también la mente en blanco y la atención puesta en nuestro ser interior, para ser guiados por el envío este trabajo y poder ser más precisos.

10. Meditación: maestros de religiones orientales aconsejan meditar en casa, mínimo 5 minutos, y sostenerlo una o dos veces al día emitirá una poderosa vibración positiva.

Podés usar esta meditación para recorrer la casa en un viaje energético y detectar cuáles son los espacios con más energía negativa.

Luego de usar cualquiera de estos detectores es necesario que si notaste la energía intensa en tu hogar hagas una limpieza energética profunda y luego la mantengas una vez por semana o cada quince días. Esto hará que tu casa vibre alto, y nada que vos no quieras que entre entrará.





Fuente: https://www.clarin.com/entremujeres/astrologia/10-trucos-detectar-energia-negativa-hogar_0_Hk75TIMX7.html