Cómo siguen los seis heridos tras el derrumbe en Barrio Norte

Viernes 07 de Junio de 2024, 22:03

El director del Hospital Padilla, Jorge Valdecantos, proporcionó detalles sobre el estado de las personas que ingresaron al hospital.



 En una mañana marcada por el derrumbe de parte de un edificio en demolición en la esquina de Corrientes y Catamarca, en Barrio Norte, el director del Hospital Padilla, Jorge Valdecantos, proporcionó detalles sobre el estado de los heridos que ingresaron al hospital.

Valdecantos destacó que, aunque el incidente fue grave, los heridos se encuentran fuera de peligro inmediato.

“Ingresaron al hospital cuatro varones con politraumatismos”, informó. “Hemos tomado todos los recaudos necesarios y realizado los estudios pertinentes. Hasta ahora, podemos decir que no presentan traumatismos craneales graves, lo cual es un alivio”. Según el director, los pacientes presentan principalmente traumatismos de tórax y algunas luxaciones, pero ningún daño que ponga en riesgo sus vidas en este momento.

Valdecantos detalló las edades de los heridos: “Las personas tienen 43, 35 y 46 años. La cuarta persona aún no tenemos la edad precisa”. Además, aclaró que, según sus registros, eran seis los heridos en el accidente, lo que sugiere que las otras dos personas fueron trasladadas a otro centro de salud para distribuir la carga de atención y evitar la saturación de la guardia del hospital.



Sobre el pronóstico de los heridos, Valdecantos explicó que, aunque los cuadros no son graves, requieren observación y tratamiento especializado. “Hay una luxación de tobillo, otra de cadera y una en la muñeca. Necesitarán inmovilización y posiblemente un tiempo de recuperación. Los cirujanos de tórax están evaluando a uno de los heridos, pero no parece haber complicaciones serias”, explicó, subrayando que, para la mayoría de las personas, estas lesiones pueden parecer graves, pero en comparación con otros casos que manejan regularmente, no son tan alarmantes.

“No vemos que sus vidas estén en riesgo inmediato, lo cual es tranquilizador para las familias”, añadió Valdecantos.

El accidente, capturado por las cámaras de seguridad del municipio, mostró el momento exacto en que se produjo el desprendimiento de una pared frontal del edificio en demolición. Las imágenes, difundidas por el Ministerio de Seguridad, revelan la gravedad del incidente y la suerte de que más personas no resultaran heridas, dado el tráfico y la afluencia de peatones en la zona.