Alcaraz se retira lesionado tras torcerse el tobillo en su estreno en Río de Janeiro ante el local Thiago Monteiro

Martes 20 de Febrero de 2024, 23:22

El español ha pedido asistencias a los pocos minutos de comenzar el encuentro tras torcerse el tobillo, aunque el partido a vuelto a reanudarse después de que le pusieran un vendaje



Carlos Alcaraz hace saltar las alarmas. El español se ha visto obligado a pedir la asistencia al inicio del partido cuando no había concluido ni siquiera el primer juego, tras torcerse el tobillo cuando esperaba para recepcionar una bola. Los médicos le han puesto un vendaje que presionara la zona para que pudiera reanudarse el juego. Y así ha sido. Pero, con 1-1 en el marcador, el español ha decidido retirarse definitivamente, dado que las molestias en el tobillo hacían imposible que pudiera concluir el encuentro.

El español llegaba al encuentro la intención de seguir sumando puntos a su marcador que le acerquen a ese ansiado número uno. Y más después de la derrota en el ATP 250 de Buenos Aires ante Nicolás Jarry, quien le arrebató todo tipo de posibilidad de defender el título. Así, con ansias de victoria llegaba a Brasil, en busca de su primer título de la temporada, pero no ha sido posible. Ni su tenis ni el de su rival han tenido la culpa de que el torneo en Río de Janeiro haya concluido para el español, sino las lesiones. 

A lo pocos minutos de comenzar el encuentro, Carlitos se quedaba tendido sobre la tierra batida antes siquiera de que pudiera golpear la pelota que le mandaba su rival, el local Thiago Monteiro. El brasileño se ha dado cuenta de que la torcedura podía apuntar más gravedad de que la que le gustaría a cualquier tenista y inmediatamente se ha dirigido a comprobar como se encontraba el murciano, al igual que el juez de silla, quien ha anunciado que Alcaraz necesitaba de la asistencia de los servicios médicos. Cojeando, Carlitos se ha dirigido a su banquillo para que los sanitarios pudieran valorar la gravedad de la situación.

Con cara seria y sin desviar la mirada de su pie, al español parecía pasársele por la cabeza todo tipo de pensamientos, aunque solo uno con especial relevancia: que la lesión no fuera de gravedad. Al quitarse la zapatilla y el calcetín, las cámaras han captado la inflamación que ya evidenciaba el tobillo de Alcaraz, donde parecía que una pelota de tenis se había apoderado de la articulación.Con la toalla el de Murcia se tapaba la cara, ante la posibilidad de tener que abandonar el torneo de Río y decir adiós a la posibilidad de alzarse con el primer título de la temporada.

Sin embargo, después de que los médicos le pusieran un vendaje en la zona afectada para tratar de inmovilizarla todo lo posible, Alcaraz ha decidido volver a ponerse las zapatillas y saltar de nuevo a la pista para intentar terminar el partido. Pero las molestias eran evidentes, y después de unos puntos, con 1-1 en el marcador, el español ha decidido que era mejor retirarse definitivamente del encuentro antes de que la lesión fuera a más y su tiempo fuera de las pistas se incrementara por intentar forzar. De momento, es pronto para conocer la gravedad de la lesión, por lo que será necesario esperar a que le realicen las pruebas pertinentes para saber si habrá contratiempo en su calendario o no.

Las próximas citas en el calendario de Alcaraz

Las siguientes citas en el calendario del español no se harán esperar dado que, si la torcedura del tobillo queda en nada, el 3 de marzo saltará a la pista frente a Rafa Nadal en la exhibición en Las Vegas. Además, tan solo tres días más tarde comienza el Master 1000 de Indian Wells, donde el murciano defiende corona./Infobae